Manejo de coberturas de invierno

Cobertura – Avena Negra o Blanca

Análisis de la cobertura y recomendación:

1 – La cantidad de cobertura. El efecto alelopático de la avena es muy importante evitando la germinación de malezas en la parcela, para eso siempre la recomendación es de sembrar la cantidad de 100 kg/ha de semilla de avena negra o blanca de tal manera a tener buena cobertura.

2 – Presencia de malezas. En el posible caso de que no se obtuvo una buena cobertura puede que aparezcan algunas malezas como algunas gramíneas; en este caso desecar con una mezcla de Glifosato con Cletodim, luego en secuencial utilizar Paraquat. En esta época aparecen bastante germinación de Coniza, en este caso desecar con Glifosato más un hormonal como 2.4D, más una aplicación secuencial de Paraquat.

3 – Presencia de plagas (Chinches, Orugas, pupas). Siempre debemos realizar un monitoreo de identificación de presencia de insectos, en el caso de chinches, el control se debe realizar utilizando una mezcla de un piretroide con neonicotinoide, el acefato también es muy eficiente. En el caso de aparición de orugas, productos piretroides que el productor disponga en el depósito, se deben utilizar. Cuando se tenga presencia de las dos plagas en el mismo tiempo, una aplicación con un organofosforado en la desecación es recomendable.

Recomendaciones importantes:

– Caso haya una importante presión de Coniza en la parcela de cobertura, la sugerencia es que en el próximo año donde se realizará parcelas con Avena, se debe realizar aplicación con 2.4D antes de la desecación en el inicio de macollamiento de la avena.

– Tenemos que promocionar el beneficio de fertilizar la cobertura verde de invierno, no es una pérdida económica, es una inversión que sirve para una mejor y más sana cobertura de suelos y luego esto tiene un efecto residual de mayor rendimiento del cultivo posterior que puede ser soja y maíz y además lo más importante es sustentable para el suelo.

Cobertura – Nabo Forrajero

Análisis de la cobertura y recomendación.

1 – Análisis de la cobertura: en el caso de que se tiene solamente nabo en la cobertura es un aliado importante para descompactación del suelo y elevar el Nitrógeno, pero como la cobertura permanece poco tiempo sobre el suelo por descomposición rápida, puede que haya aparición de malezas, por lo tanto siempre es recomendable el consorcio con una gramínea como las avenas o acevén para el próximo año. Recomendar la cantidad de 12 a 15 kg/ha de semilla de nabo en la parcela para una buena cobertura y supresión de malezas, esto cuando se va a sembrar solo el nabo sin consorcio con una gramínea.

2 – Presencia de malezas. En el posible caso de que no se obtuvo una buena cobertura puede que aparezcan algunas malezas como algunas gramíneas; en este caso desecar con una mezcla de Glifosato con Cletodim, luego en secuencial utilizar Paraquat. En esta época aparecen bastante germinación de Coniza, en este caso desecar con Glifosato más un hormonal como el 2.4D más una aplicación secuencial de Paraquat.

3 – Presencia de plagas (Chinches, Orugas, pupas). Siempre debemos realizar un monitoreo de identificación de presencia de insectos, en el caso de chinches el control se debe realizar utilizando una mezcla de un piretroide con neonicotinoide, el acefato también es muy eficiente. En el caso de aparición de orugas productos piretroides que el productor disponga en el depósito se debe utilizar. Cuando se tenga presencia de las dos plagas en el mismo tiempo, una aplicación con un organofosforado en la desecación es recomendable.

Recomendaciones importantes:

– En el caso que se tenga alguna gramínea indeseable en el cultivo de nabo cuando no se tenga consorcio, es recomendable utilizar el cletodim en una dosis de 500 cc/ha en el inicio.

– Si el productor opta por sembrar el nabo soltero como cobertura recomendar la cantidad entre 12 a 15 kg/ha de semilla, de esta manera tendremos una supresión de malezas (efecto alelopático) y suelo más estructurado.

Cobertura – Consorcio de avena y nabo forrajero

Análisis de la cobertura y recomendación

1 – Efecto de la cantidad de cobertura: Cuando vemos una situación como esta primeramente se debe felicitar al productor por la opción del consorcio ya que esto va aumentar la fertilidad, estructurar el suelo y causar efecto de supresión sobre malezas. Es importante la cantidad de semillas que se deben mezclar, en el caso de nabo no pasar de 3 Kg/ha y la avena unos 90 kg/ha para la siembra.

2 – Presencia de malezas. En el posible caso de que no se obtuvo una buena cobertura puede que aparezcan algunas malezas como algunas gramíneas; en este caso desecar con una mezcla de Glifosato con Cletodim, luego en secuencial utilizar Paraquat. En esta época aparecen bastante germinación de Coniza, en este caso desecar con Glifosato más un hormonal como el 2.4D más una aplicación secuencial de Paraquat.

3 – Presencia de plagas (Chinches, Orugas, pupas). Siempre debemos realizar un monitoreo de identificación de presencia de insectos, en el caso de chinches el control se debe realizar utilizando una mezcla de un piretroide con neonicotinoide, el acefato también es muy eficiente. En el caso de aparición de orugas productos piretroides que el productor disponga en el depósito se debe utilizar. Cuando se tenga presencia de las dos plagas en el mismo tiempo, una aplicación con un organofosforado en la desecación es recomendable.

Recomendaciones importantes:

– La utilización de fertilizante en la línea (Ej.: 200 kg/ha de MAP) esto será cerrar con llave de oro el excelente manejo de la avena + nabo. En el caso que se dificulta la mezcla en la logística de siembra o haya alguna supresión por parte de algunos de los cultivos sobre el otro, también se puede optar por el esquema 2:1 (2 hileras de Avena para 1 hilera de nabo o viceversa.)

– Generalmente no es necesario utilizar herbicidas para la desecación, pues tenemos una gramínea y una hoja ancha, solamente la cobertura del suelo ya es suficiente, y la utilización en este caso de un rollo cuchillo para manejo es lo ideal.

Cobertura – Acevén

Análisis y recomendación:

1 – Cantidad y calidad de cobertura: en el caso que se opta por una siembra de maíz de primavera-verano es recomendable realizar la desecación de esta cobertura en lo mínimo 30 a 40 días antes de la siembra utilizando en la desecación el cletodim+aceite en caso que haya plantas resistentes al glifosato.

2 – Presencia de malezas. En el posible caso de que no se obtuvo una buena cobertura puede que aparezcan algunas malezas como algunas gramíneas indeseables; en este caso desecar con una mezcla de Glifosato con Cletodim, luego en secuencial utilizar Paraquat. En esta época aparecen bastante germinación de Coniza, en este caso desecar con Glifosato más un hormonal como el 2.4D más una aplicación secuencial de Paraquat.

3 – Presencia de plagas (Chinches, Orugas, pupas). Siempre debemos realizar un monitoreo de identificación de presencia de insectos, en el caso de chinches el control se debe realizar utilizando una mezcla de un piretroide con neonicotinoide, el acefato también es muy eficiente. En el caso de aparición de orugas productos piretroides que el productor disponga en el depósito se debe utilizar. Cuando se tenga presencia de las dos plagas en el mismo tiempo, una aplicación con un organofosforado en la desecación es recomendable.

Recomendaciones importantes:

– Cuando el cultivo será destinado a pastoreo directo o corte de ensilado o fardo es de suma importancia la fertilización de base con una formulación NPK y aplicación de N en cobertura, debido a que estamos exportando masa verde, retirando nutrientes de la parcela. Recordando que siempre se debe fertilizar el cultivo de abono verde debido a que es una inversión que tendrá su beneficio en el cultivo de primavera verano.

– Es importante adquirir semillas de acevén que no sean resistentes al glifosato, para que al momento del manejo no se aumente el costo.

– Cuando se utiliza para pastoreo directo, es importante el control de Coniza alrededor de 50 días antes del mismo, o después del pastoreo aplicar 2.4D.

– Por último y siempre insistir mucho cuando la opción será dejar el ganado hasta pocos días antes de la siembra de verano en la fertilización de base y cobertura. Y cuando la opción de la siembra de primavera verano sea de Maíz, insistir en la buena fertilización en base y cobertura del mismo.

Descanso invernal o barbecho

Análisis y recomendación

1 – Presencia de malezas: El productor se debe convencer de no dejar su parcela en descanso de invierno o barbecho sin cultivo, además de las malezas tendremos un suelo descubierto bajo el efecto dañino de erosiones hídricas y eólicas y su consecuente pérdida de nutrientes, también el sellamiento superficial por el efecto del impacto de las gotas de lluvias. Seguramente se tendrá que realizar aplicaciones con dosis altas de mezclas de herbicidas de glifosato + 2.4D + graminicidas, acá hay que tener en cuenta el efecto antagónico del 2.4D y los graminicidas, por lo tanto, hay que aumentar la dosis del graminicida. Luego realizar aplicación complementaria con Paraquat para tratar de limpiar el terreno.

2 – Presencia de plagas (Chinches, Orugas, pupas). Siempre debemos realizar un monitoreo de identificación de presencia de insectos, en el caso de chinches el control se debe realizar utilizando una mezcla de un piretroide con neonicotinoide, el acefato también es muy eficiente. En el caso de aparición de orugas productos piretroides que el productor disponga en el depósito se debe utilizar. Cuando se tenga presencia de las dos plagas en el mismo tiempo, una aplicación con un organofosforado en la desecación es recomendable.

Recomendaciones importantes:

– Mucho cuidado en la recomendación de siembra de Maíz en parcela de descanso en invierno, se debe recomendar híbridos que no sean de alta tecnología y que tengan muy buena estabilidad y adaptación.

– Recuerde la siembra directa, rotación de cultivos y abonos verdes de cobertura es la mejor opción para una agricultura sustentable y de alto rendimiento.

Recomendaciones finales de Manejo de Coberturas

Barbecho sin cultivo de invierno

Esta práctica promueve la proliferación de malezas resistentes (Coniza y Digitaria, entre otros que van apareciendo y es de difícil control, además tenemos suelos descubiertos con efectos de las erosiones y pérdidas de nutrientes. Se observa en parcelas con dichas malezas resistentes que se tiene que aplicar altas dosis de herbicidas en mezcla con el glifosato como hormonales y graminicidas, además del problema de antagonismo del herbicida latifolicida con el graminicida, por ello hay que aumentar la dosis de los graminicidas, aumentando el costo de producción y no obteniendo una solución del 100% del problema de malezas. Lo recomendado es utilizar un cultivo de cobertura en el invierno con buena densidad de semillas, fertilizada y manejada si es necesario con herbicidas.

 El descanso invernal o barbecho sin cobertura no es recomendado, pero entre las opciones cuando no se puede evitar esta práctica, es la del manejo del barbecho con herbicidas que es una salida, pues reduce el banco de semillas y mejora el control de malezas en pos emergencia del cultivo de primavera-verano, pero esta práctica aumenta mucho el costo de control de malezas.

Acevén

Es un cultivo muy importante por la cobertura y el tiempo de permanencia sobre la superficie de suelo para su descomposición, además se puede utilizar en la integración agricultura-ganadería, pero hay que tener en cuenta que en Argentina y Brasil ya se tiene presecia de acevén resistente al glifosato y también a graminicidas, casos de resisténcia múltipla a diferentes principios activos. Es un cultivo de alto efecto alelopático, por lo tanto su manejo con desecación anticipada debe ser de 28 a 40 días. El cultivo es hospedero del barrenador del acevén Listronotus bonariensis, altamente perjudicial al cultivo de maíz por causar disminución de la población de plantas. Es utilizad como pastura en algunas regiones, hay que tener en cuenta que la materia verde se reduce bastante si no es manejada con fertilización y el nivel de fertiliddad de suelo gradualmente va disminuyendo.

 Manejar el control de malezas dentro del cultivo con aplicaciones de 2.4D o Metsulfuron; para el control de malezas de hoja ancha principalmente la Coniza, para el manejo realizar aplicación con graminicida + aceite en desecación anticipada (28 a 40 días antes).

Nabo

 La utilización de este cultivo de cobertura sin mezcla con gramíneas como las avenas, se debe utilizar 15 kg/ha de semillas, se tendrá mucha producción de cobertura sobre el suelo y una supresión de malezas por el efecto alelopático. Además el nabo tiene opción de manejo con herbicidas graminicidas como el cletodim + aceite, controlando las gramíneas que no se quieren en el cultivo, recomendamos la utilización de avena negra, blanca o centeno consorciado con el nabo, para aumento de la fertilidad del suelo y estructurarlo y causar un mejor efecto de supresión de las malezas.

Para dar un ejemplo de cómo utilizar este cultivo dentro de un sistema se puede dar:

  1. Rotación con Trigo – Soja – Nabo – Maíz
  2.  Rotación con Maíz – Nabo+Avena – Soja

Avena Negra:

Para un máximo aprovechamiento de este cultivo de cobertura de suelos el mismo se debe fertilizar (Ej.: 100 kg/ha de MAP), utilizar densidad de por lo menos 100 kg/ha de semilla para obtener un buen efecto alelopático sobre las malezas, manejar con 2.4D o Metsulfuron la aparición de malezas latifoliadas principalmente la Coniza.

Ing. Agr. Porfirio Villalba